sábado, 10 de abril de 2010

Cómo aplicar el constructivismo en el aula


Para el constructivismo la enseñanza es la organización de métodos de apoyo que permitan a los alumnos construir su propio saber, por lo tanto el profesor en su rol de mediador debe apoyar al alumno para:

  1. Enseñarle a pensar.
  2. Enseñarle sobre el pensar: Animar a los alumnos a tomar conciencia de sus propios procesos y estrategias mentales (metacognición).
  3. Enseñarle sobre la base del pensar: incorporar objetivos de aprendizaje relativos a las habilidades cognitivas, dentro del curriculo escolar.

Para trabajar en el aula este método podemos utilizar el aprendizaje significativo y el cooperativo.

Para planificar actividades de Aprendizaje Significativo es importante que reúnan, por lo menos, las siguientes características:

  • Que tengan relación con las necesidades de los estudiantes y con sus conocimientos previos.

  • Que sean novedosas e interesantes para ellos. Es muy importante que las actividades sean motivadoras.

  • Que los estudiantes puedan participar en su organización y desarrollo.

  • Que puedan generar nuevas actividades de aprendizaje.



  • Para planificar actividades de forma cooperativa debemos seguir unos pasos que nos permitan estructurar el proceso de E-A. Algunos de ellos serían:

  • Especificar objetivos de enseñanza.

  • Decidir el tamaño del grupo.

  • Preparar o acondicionar el aula.

  • Planear los materiales de enseñanza.

  • Estructurar la cooperación intergrupo.

  • Especificar las conductas deseadas.

  • Evaluar la calidad y cantidad de aprendizaje de los alumnos.

  • Valorar el funcionamiento del grupo.

  • Etc.










    1 comentario:

    1. Podíais haberlo relacionado un poco más con lo que hemos visto en clase de una forma más personal, para que no parezca que lo habéis copiado de algún sitio.
      Las ideas que proponéis están bien.
      un saludo,
      Ana Belén

      ResponderEliminar